Noticias

Piruetas con Shostakóvich

Buena acogida a la insólita fusión de circo y música que inauguró anoche el festival Grec en el anfiteatro

Una escena anoche de Opus en el anfiteatro de Montjuïc. / JOAN SÁNCHEZ

Buena acogida anoche para la insólita fusión de espectáculo circense con la música de los cuartetos de Dimitri Shostakóvich que inauguró oficialmente la nueva edición del festival Grec en el anfiteatro de Montjuïc. El domingo se celebró previamente una obertura popular.

El montaje inaugural de ayer, titulado Opus, que puede verse también esta noche, es una creación de la compañía australiana Circa, dirigida por Yaron Lifschitz, y el cuarteto de cuerda Quatuor Debussy, que interpreta la música de Shostakóvich en directo y participa activamente también en la representación, compuesta de pequeñas historias.

El espectáculo, de unos 80 minutos de duración, sin palabras y con notable sentido del humor, se desarrolla en un escenario bastante minimalista que aprovecha el espacio natural. Los números, que incluyen equilibrios en la cuerda, trapecio y acrobacias, mezclan también danza contemporánea y elementos gimnásticos. Los intérpretes, tanto los artistas de circo como los músicos, actuaron en un número con los ojos vendados.

En una velada bastante fresca en lo climatológico que obligó a llevar alguna prenda de abrigo (en las gradas se veían muchas más chaquetas que tirantes), el festival arrancó con expectación y numerosas caras conocidas del mundo de la cultura y la política. Entre los asistentes, además del alcalde Xavier Trias y el consejero de Cultura, Ferran Mascarell, Cesc Gelabert, Lloll Beltran, Herman Bonnin, Isabel Clara Simó, Daniel Giralt Miracle, Albert Guinovart, Carme Riera, Xavier Rubert de Ventós, Josep Maria Benet i Jornet, Oriol Bohigas, Joan Manuel Serrat y Sergi Belbel.

El Pais.com

Anuncios